El masaje deportivo y sus beneficios

 

Los masajes ayudan  a que los músculos no se acorten y dañen debido al esfuerzo físico.

masaje deportivo1.jpg

Todo deportista de alto o medio nivel, debe cuidar su cuerpo con revisiones constantes tanto en el médico como en el quiromasajista.

El tejido muscular de un deportista debe ser controlado, evitando así elongaciones, roturas o micro roturas, a parte de evitar todo esto el masaje deportivo es el encargado de optimizar de manera satisfactoria el rendimiento muscular, disminuyendo la fatiga de los músculos implicados.

Beneficios: 

– Ayuda a prevenir lesiones musculares.

– Mejora la circulación sanguínea y linfática, y por tanto una mejor nutrición y disponibilidad de oxigeno a los músculos, necesario para un funcionamiento eficiente. Facilita la eliminación de toxinas, residuos y otros subproductos metabólicos nocivos para el Sistema Músculo Esquelético, así como para reparar los tejidos dañados.

masaje deportivo2.jpg

– Alivia espasmos musculares devolviéndole su elasticidad basal, mejorando la capacidad de absorción  y el correcto deslizamiento entre las fibras y el sistema fascial (membrana del tejido conjuntivo que recubre las fibras musculares)

masaje deportivo3.jpg

– Descompone adherencias y tejido cicatrizal de lesiones previas.

– Acelera la recuperación causada por la fatiga muscular.

– Estimula la liberación de endorfinas en el Sistema Nervioso Central, proporcionando alivio del dolor.

masaje deportivo4.jpg

Facilitando la relajación y aliviando el estrés.

masaje deportivo5.jpg

– Ayuda a prevenir las lesiones

masaje deportivo6.jpg

al detectar los desequilibrios musculares que a menudo no son diagnosticados hasta que son lo suficientemente graves como para ocasionar incomodidad en el/la deportista o un empeoramiento en su rendimiento.

Etapas del masaje deportivo.

Para llevar una rutina de masajes deportivos la persona debe someterse a varias sesiones divididas de la siguiente forma:

Pre-competitivo: antes de la competición se debe realizar una primera sesión de masaje deportivo, entre unas 5 y 24 horas antes de la actividad o un duro entrenamiento. Este masaje servirá para aumentar la circulación sanguínea, temperatura y elasticidad muscular.

Post-competitivo: este masaje muscular se debe aplicar entre los 45 minutos, después de finalizar la actividad muscular, y cinco horas como máximo. En este masaje se facilita la desaparición de contracturas y toxinas, provocadas por el ejercicio realizado. Igualmente se mejora el aporte sanguíneo a los músculos trabajados. Esto nos llevará un total de 10 minutos.

Mantenimiento: para todo deportista que pueda permitirselo deberá realizar varias sesiones durante la temporada. Este masaje deberá aplicarse con un objetivo claro, diagnosticando contracturas que ocasionen a la larga, posibles lesiones. Se debe llevar a cabo cada dos semanas. Como finalidad también obtendremos la eliminación de fatiga muscular y el mantenimiento de un buen grado de elasticidad.

Prevenir lesiones deportivas:

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s